Barack Obama se libera del estrés y sigue de vacaciones

Barack Obama se libera del estrés y sigue de vacaciones

Terroristas, invasiones, economía, desempleo, seguridad, política, críticas, Putin, y un estrés de dimensiones terribles, llenaron la vida de Barack Obama durante ocho años, que seguro fueron muy largos para él.

El ser presidente de los Estados Unidos no es un asunto fácil, aunque Trump por momentos parece hacerlo ver así… pero bueno, no estamos aquí para hablar de política y esas cosas estresantes, sino para echarle un vistazo a las vacaciones que ha tenido el expresidente Obama, al lado de su amigo, el multimillonario Richard Branson.

Obama con casco

Muy sonriente se ve a Obama, quien sigue de vacaciones en las Islas Vírgenes Británicas, en el Caribe, y se ha dado tiempo para practicar kitesurf, al lado de su amigo Branson, quien a través de su blog indicó que en tan solo dos días el expresidente logró pararse en la tabla y dominar el agua.

Barack Obama de vacaciones

Asimismo, Branson comentó que Barack:

“Me contó cómo justo antes de asumir su cargo había estado surfeando olas peligrosas en Hawaii, y que su jefe de seguridad le había dicho que tenía que esperar ocho años para volverlo a hacer”.

Afortunadamente para él, esos 8 años ya pasaron…

Barack Obama de vacaciones

Aunque muchos desean que él siguiera en la Casa Blanca en lugar de Trump, parece que está disfrutando de sus vacaciones y de estos momentos sin la presión de tener que dirigir a uno de los países con mayor poder en el mundo.

Ni siquiera se ha manifestado sobre las primeras órdenes ejecutivas que el actual presidente ha emitido, ya que al parecer, ¡solo hay tiempo para divertirse!

Branson retó a un duelo de kitesurf a Obama, y he aquí los resultados:

La verdad es que ninguno de los dos es un experto, pero al parecer se la están pasando de lo mejor, y es claro, ya sin tanto estrés y con miles de millones de dólares entre los dos amigos… todo resulta más fácil.

“Barack y yo nos caímos muchas veces, pero seguimos intentando una y otra vez y logramos progresar a medida que pasaban los días. Estábamos nariz a nariz hasta el último momento”.

Richard Branson en su isla en el Caribe

Esta isla donde se encuentra Obama, es propiedad de Branson, y tiene una extensión de 30 hectáreas, con todas las comodidades, y que ha servido de refugio para varias celebridades, magnates, miembros de la realeza, y por supuesto, políticos.

Cuenta con un hotel de lujo, con capacidad para 30 huéspedes, que se puede rentar cuando Branson no está, por unos 80 mil dólares la noche…

Demos un breve paseo por este paradisiaco lugar:

Actualmente, en la isla hay un staff de 100 personas, para encargarse de todos los detalles y necesidades de Branson  y Obama…

¡Qué diferencia de vida para Barack!